domingo, 31 de marzo de 2013

The host y Crepúsculo, parecido razonable

¿Nadie se ha dado cuenta de la tremenda similitud de los personajes de The Host y los de Crepúsculo?


Si nos fijamos en el aspecto quizás no lo veamos (aunque en esta foto...), pero viendo el carácter vemos en Jared a un claro Edward Cullen. Fuerte como una roca, que quiere porteger a esa chica que lo es todo para él y no le importa sacrificarse, aunque su cabezonería también le hace tener fallos.

Ian sería nuestro Jacob. Es dulce pero fuerte. Cariñoso, amable, y que busca que su Bella (en este caso Wanda) sea feliz, y si es con él, mucho mejor.

Nuestra Bella es Melanie, una chica fuerte, con las ideas muy claras que no tiene miedo de nada, ni de vampiros ni de extraterrestres, y que haría de todo con tal de tener a las personas que más quiere cerca.

Las dos sagas salen de la pluma de Stephenie Meyer. Al principio The Host no me cautivó del mismo modo que Crepúsculo, pero ambas tienen su puntillo. The host puede llegar a aburrir en sus comienzos, y Crepúsculo en sus finales, cuando ya no sabes que esperar porque lo has visto todo, pero ambas te atrapan en algún momento. Al fin y al cabo, son lo mismo en dos escenarios diferentes y con las condiciones algo alteradas.

Os recomiendo ver las películas, pero también leer las novelas. Ambas cosas merecen la pena seas fan o no.

En el caso de The Host, os llevaréis una gran sorpresa, y si no habéis leído la novela, aún mayor.

Es una historia que se narra en ciencia ficción, pero ante todo, es una historia de amor.